¿Por qué la diabetes y las enfermedades cardiovasculares están relacionadas?

La diabetes es un factor de riesgo grande de las enfermedades cardiovasculares, es decir, un paciente diagnosticado con diabetes aumenta la probabilidad de sufrir de enfermedades como: hipertensión, insuficiencia cardiaca, episodios de infarto de miocardio y accidentes cerebrovasculares.

La razón es porque la diabetes va dañando las paredes de los vasos sanguíneos aumentando el riesgo de ocasionar enfermedades cardiovasculares.

En una conversación con el médico internista y cardiólogo clínico del Hospital Universitario San Vicente Fundación, el doctor Edison Muñoz, nos aclara: “el azúcar va generando una serie de reacciones químicas en los vasos sanguíneos que los van dañando y los vasos se obstruyen, al esto suceder diferentes órganos se van quedando sin su sangre, la cual es vital para el funcionamiento de cada parte del cuerpo. En una persona con diabetes, la obstrucción de los vasos se da de manera más rápida”.

Por eso, es común que un diabético tenga también problemas cardiacos, pero no solo ese es el riesgo, la diabetes que no es controlada genera una serie de consecuencias graves que afectan la salud de la persona, como los daños en la circulación de las piernas, si no se controla a tiempo la persona puede sufrir amputaciones en sus piernas. Así como el deterioro en los riñones.

 Controlar el consumo de azúcares

Analizando el panorama y el contexto en el que ocurren estas enfermedades, nos damos cuenta que el azúcar puede llegar a ser perjudicial para la salud si no se consume de una manera moderada. La obesidad es uno de los principales factores de riesgo que empieza a aparecer, hoy la preocupación por el aumento de obesidad infantil es a nivel mundial.

Los menores de edad deben tener mejores hábitos de vida, desde pequeños se les debe controlar el consumo de azúcar. La idea no es eliminarla del todo de la dieta, pero sí reducirla y evitar el azúcar adicionada en los alimentos. El azúcar de las frutas es suficiente y es lo que el cuerpo necesita.

Cuando existen un exceso en el consumo de azúcar, el páncreas debe administrar en mayores cantidades la insulina, pero puede llegar a un estado que debe producir tanta, que su capacidad se agota y no lo puede hacer. Es así como se presenta la diabetes tipo dos, que debido a nuestros hábitos alimenticios ponemos en riesgo nuestra salud, causando daños en órganos vitales de nuestro cuerpo.

En la conversación con el Doctor Edison llegamos a el punto de la historia de las enfermedades. Antes las personas morían de infecciones sin importar la edad, a medida que la ciencia fue evolucionando se crearon los antibióticos y esto redujo de manera considerable las muertes por infecciones.

El doctor añade: “hoy en día la gente se esta muriendo a casusa de las enfermedades cardiovasculares esta es una enfermedad de desarrollo y gran parte del problema es la obesidad, los malos hábitos alimenticios y el sedentarismo, a medida que aumentan estos factores de riesgo en la población se da mucho más temprano la aparición de estas enfermedades”.


Comentarios